DÍA DEL ESTUDIANTE

Aunque en todo el mundo se festeja este día, no en todos los países se festeja al inicio de la primavera. Otros países han decretado este día en coincidencia con otros eventos de su vida nacional.

Si bien no se sabe a ciencia cierta porqué y cuando en Argentina se decretó la institución del Día del Estudiante en coincidencia con el Día de la Primavera, existe una justificada unificación de dos fechas con un mismo marco: la celebración por la renovación y la creatividad, de la naturaleza y del espíritu humano.

En lo particular me gusta esta coincidencia, la llegada de la primavera renueva el espíritu, todo es más luminoso y la naturaleza se viste de múltiples colores. Pero... ¿Qué significa ser un estudiante? ¿Se han hecho esta pregunta alguna vez? Estaría muy bueno que cada uno encontrara una buena definición y que nos acompañe durante todo el año, de cada año de nuestra vida.



Por todo esto y por mucho... mucho más:

¡FELIZ DÍA DEL ESTUDIANTE!
Posted on 12:24 by William Borghello and filed under | 1 Comments »

Máquinas de escribir vs. Procesadores de Texto

Hasta no hace tanto tiempo atrás, las máquinas de escribir eran la herramienta que todos utilizábamos para crear textos. Por supuesto, algunos de ustedes no llegaron a utilizarlas, y quizás no conozcan su historia. Para ustedes va esta “entrada”.


La Máquina de Escribir

Una máquina de escribir o maquinilla es un dispositivo mecánico, electromecánico o electrónico, con un conjunto de teclas que, al ser presionadas, imprimen caracteres en un documento, normalmente papel. La persona que opera una máquina de escribir recibe el nombre de mecanógrafo.
Desde finales del siglo XIX y durante buena parte del XX, las máquinas de escribir fueron herramientas indispensables en las oficinas comerciales, así como para muchos (si no todos) los escritores profesionales. Sin embargo, en los ochenta los procesadores de texto en computadoras personales reemplazaron casi totalmente a las máquinas de escribir en las tareas propias de éstas, si bien siguen siendo populares en los países en desarrollo y en algunos nichos de mercado.

Las compañías que manufacturaban máquinas de escribir y sus accesorios eran Smith-Corona, Olympia Olivetti, Adler-Royal, Olympia, Brother y Nakajima. Olivetti y Olympia fueron las ultimas compañías occidentales que fabricaron las máquinas de escribir mecánicas, pues en la actualidad Olivetti ya dejo de producir maquinas de escribir y Olympia en la actualidad (Junio, 2010) solo produce dos modelos electrónicos, todos los modelos actuales existentes son electrónicos.

Primer éxito comercial, Christopher Sholes

La primera máquina de escribir con éxito comercial real fue inventada en 1868 por Christopher Sholes, Carlos Glidden y Samuel W. Soule. Sholes repudió pronto la máquina, rehusando usarla e incluso recomendarla.2 La patente (US 79.265) fue vendida por 12.000$ a Densmore and Yost, que llegó a un acuerdo con E. Remington and Sons (entonces famosos como fabricantes de máquinas de coser) para comercializar la que fue conocida como «Máquina de escribir Sholes and Glidden». Remington empezó la producción de su primera máquina de escribir el 1 de mayo de 1872 en Ilion (Nueva York).

El primer modelo industrial, fabricado en 1873 por Remington, estaba montado sobre una máquina de coser estándar. El retroceso del carro se conseguía accionando un pedal similar al de éstas. En este modelo quedaron pendientes de solución dos defectos importantes: la escritura se realizaba solamente con mayúsculas y permanecía oculta para el escribano; además, la máquina resultaba de un tamaño desmesurado y embarazoso, siendo por otra parte de un coste muy elevado, por lo que nunca llegó a ser lanzada al mercado.

Partiendo de la idea de Sholes, numerosas firmas, tales como Remington, con los ingenieros Byron, Brooks, Densmore, Fenne y Yost, crearon, subsanando los diferentes inconvenientes, una máquina de escribir mecánica similar a la actual.

La característica de ver lo que se iba mecanografiando a medida que se escribía se da por supuesta en la actualidad. Sin embargo, en la mayoría de las primeras máquinas de escribir, los tipos golpeaban subiendo contra el fondo del rodillo. Por ello, lo que se escribía no era visible hasta que las siguientes líneas escritas hacían que el papel se deslizase, dejándolo a la vista. La dificultad con cualquier otra disposición era asegurar que los tipos volvían a caer adecuadamente a su lugar cuando se soltaba la tecla. Esto fue finalmente logrado con diversos diseños mecánicos ingeniosos, y las llamadas «máquinas de escribir visibles» fueron comercializadas hacia 1895. Sorprendentemente, los modelos antiguos siguieron fabricándose hasta 1915.

Estandarización

Hacia 1920, la máquina de escribir «manual» o «mecánica» había alcanzado un diseño más o menos estándar. Había pequeñas variaciones de un fabricante a otro, pero la mayoría de las máquinas seguía el siguiente diseño:

Cada tecla estaba unida a un tipo que tenía el correspondiente carácter en relieve en su otro extremo. Cuando se presionaba una tecla con la suficiente fuerza y firmeza, el tipo golpeaba una cinta (normalmente de tela entintada) extendida frente a un cilindro que sujetaba el papel y se movía adelante y atrás. El papel se enrollaba en este cilindro, que rotaba al accionar una palanca (la del «retorno de carro», en su extremo izquierdo) cuando se alcanzaba el final de la línea. Algunas cintas estaban divididas en dos mitades, una roja y otra negra, a todo lo largo, contando la mayoría de las máquinas con una palanca que permitía cambiar entre los colores al escribir, lo que estaba especialmente ideado para los libros de contabilidad, donde las cantidades negativas tenían que figurar en rojo.

En los años 1940 se comercializó una máquina de escribir silenciosa que resultó ser un fracaso, lo que llevó a algunos observadores a la conclusión de que el cliqueteo de las máquinas de escribir convencionales era del gusto de los consumidores.

Diseños eléctricos

Aunque las máquinas de escribir eléctricas no lograrían demasiada popularidad hasta casi un siglo después, el diseño básico de las mismas apareció en el Universal Stock Ticker, inventado por Thomas Alva Edison en 1870. Este dispositivo imprimía remotamente letras y números sobre una cinta de papel a partir de la entrada generada por una máquina de escribir, especialmente diseñada, en el otro extremo de la línea telegráfica.

La primera máquina de escribir eléctrica fue fabricada por la Blickensderfer Manufacturing Company, de Stamford (Connecticut), en 1902. Aunque nunca llegó a ser comercializada, fue la primera máquina de escribir conocida en usar una rueda de tipos en lugar de tipos individuales, si bien ésta tenía forma cilíndrica en lugar de esférica. El siguiente paso en el desarrollo de la máquina de escribir eléctrica sucedió en 1909, cuando Charles y Howard Krum solicitaron la patente para la primera máquina teletipo factible ese año. La máquina de Krum también usaba una rueda de tipos en lugar de tipos individuales. Aunque innovadora, ninguna de estas máquinas llegó a negocios o particulares.

Los diseños de máquinas de escribir eléctricas eliminaban la conexión mecánica directa entre las teclas y el elemento que golpeaba el papel, pero no deben confundirse con las posteriores máquinas de escribir electrónicas, que son máquinas eléctricas que cuentan con un solo componente eléctrico: el motor. Donde la pulsación de una tecla movía antes una barra de tipos directamente, ahora accionaba enlaces mecánicos que dirigían el impulso mecánico desde el motor hasta la barra de tipos. Este diseño se conservó en la IBM Selectric.

Los mejores modelos de máquinas de escribir eléctricas eran los de IBM y Remington Rand, hasta que IBM presentó la IBM Selectric, que reemplazaba las barras de tipos por una «bola» de tipos, ligeramente mayor que una pelota de golf, con las letras moldeadas en su superficie. La Selectric usaba un sistema de pestillos, cintas metálicas y palancas, movido por un motor eléctrico para rotar la bola hasta la posición correcta y golpearla entonces contra la cinta y el rodillo. La bola de tipos se movía lateralmente frente al papel en lugar de desplazarse el carro con el papel frente a la posición fija de impresión, como ocurría en el diseño mecánico clásico.

El diseño de una bola de tipos tenía muchas ventajas, particularmente la de eliminar los «atascos» cuando se pulsaba más de una tecla a la vez, además de permitir cambiar la bola, permitiendo usar múltiples fuentes en un solo documento. Los mecanismos Selectric fueron incorporados ampliamente en los terminales informáticos de los años 1970, debido a que eran razonablemente rápidos e inmunes a los atascos, podían producir documentos de muy alta calidad respecto a competidores como los teletipos, podían ser movidos por una fuerza mecánica corta y de baja intensidad, no exigían mover una «cesta de tipos» pesada para cambiar entre minúsculas y mayúsculas, y no exigían que el rodillo se moviese lateralmente (lo que habría sido un problema en el caso del papel continuo). La terminal IBM 2741 fue un ejemplo muy popular basado en el diseño Selectric, y parecidos mecanismos fueron usados como dispositivos de consola en muchos computadores IBM System/360. Estos mecanismos tenían diseños «duros» respecto a los empleados en máquinas de escribir comerciales.

El último desarrollo importante de la máquina de escribir fue la máquina de escribir «electrónica». La mayoría de ellas reemplazaban la bola de tipos por un mecanismo de margarita (un disco con las letras moldeadas sobre el borde exterior de los «pétalos»). Una margarita de plástico era mucho más simple y barata que la bola de tipos, pero también se desgastaba más fácilmente. Algunas máquinas de escribir electrónicas eran esencialmente procesadores de texto dedicados, con una memoria interna y dispositivos de almacenamiento externo como cartuchos o disquetes. A diferencia de las Selectric y otros modelos anteriores, eran realmente «electrónicas», basándose en circuitos integrados y múltiples componentes electromecánicos.

Fuente: http://es.wikipedia.org/wiki/M%C3%A1quina_de_escribir

Y, para los mayorcitos del grupo, una pregunta: ¿cuántas veces terminaron con los dedos entintados después de usar una máquina de escribir? Cómo cambian los tiempos…

Si alguno de ustedes tiene alguna experiencia con respecto al uso de las máquinas de escribir… puede comentarla!!!

Hasta la próxima…
Posted on 18:05 by William Borghello and filed under | 0 Comments »

Más sobre Software Libre en Argentina

La trampa del doble booteo en el Plan Conectar Igualdad


el 9 de julio de 2010

El pasado 6 de abril, la Presidenta de la Nación anunció la distribución gratuita de computadoras portátiles entre estudiantes secundarios de colegios públicos. Bajo el nombre de Conectar Igualdad.com.ar, este plan - que supone un objetivo de igualdad, inclusión digital y social - tiene prevista la llegada a casi 3 millones de alumnos en tres años.


Para llevarlo adelante se constituyó, a través del decreto 459/10, un Comité Ejecutivo presidido por el Director Ejecutivo de la ANSES, e integrado además por un representante del mismo organismo, uno del Ministerio de Educación, uno del Ministerio de Planificación y uno más representando a la Jefatura de Gabinete de Ministros (a través de la Subsecretaría de Tecnologías de Gestión, cuyo responsable es el Sr. Eduardo Alberto Thill) [1].

Cada integrante del Comité tuvo una injerencia específica en el armado del plan. El ministerio de Educación en cuanto a la estrategia pedagógica y creación de contenidos; el de Planificación, sobre la conectividad de los establecimientos; la ANSeS porque de allí saldrán los fondos para la compra y distribución de las netbooks; y finalmente, la Jefatura de Gabinete en cuanto a la definición de hardware y de software a través de la Subsecretaría mencionada.

El Comité resolvió en una de las tres únicas reuniones la utilización de doble booteo (o sea, la posibilidad de iniciar la computadora en Windows además de en GNU/Linux), decisión muy discutida ya que varios de los organismos representados allí favorecieron -a distintos niveles- ciertas políticas que pueden considerarse en favor del Software Libre. Tal es el caso del Ministerio de Educación quien llevó la propuesta, tal como se hizo en Uruguay con el Plan Ceibal, de utilizar Software Libre en esas máquinas. Sin embargo la decisión final de incorporar software propietario - decisión ponderada según las “injerencias” ejercidas por parte de los distintos miembros del Comité- nos alerta sobre las motivaciones por las que la Subsecretaría de Tecnologías de Gestión define esta política, claramente contraria a los objetivos del Plan.

Una de las asociaciones comprometidas en este debate, la Asociación Solar – Software Libre Argentina (http://www.solar.org.ar/), sostiene que la única opción posible para el mencionado Plan en materia de software es el uso exclusivo de Software Libre, tal como se llevó adelante -entre otros países- en Uruguay y en Suiza. Este último, hace ya un tiempo abandonó el software provisto por Microsoft en sus máquinas escolares luego de un exhaustivo análisis de las condiciones de uso.

Son cinco los motivos que Solar expone como fundamento para la adopción exclusiva de Software Libre (SL).

1) Soberanía Tecnológica: que el Estado sea quien controle la información y los sistemas informáticos de sus propios planes, accediendo al código de los programas que los administran, aseguran la posibilidad de cambiar de proveedor de servicios informáticos evitando quedar atado a una empresa, en especial, extranjera. La supuesta “neutralidad” del doble booteo en realidad oculta la posición dominante de una empresa por encima de las demás. Pero además plantea un escenario de posibles interferencias sobre las decisiones soberanas e independientes del Estado quien termina convertido en rehén de estas empresas que tampoco generan ingresos al país.

2) La Educación como derecho humano: la decisión de utilizar Software Libre tiene un doble valor fundamental ya que permite tanto aprender verdaderamente a través de él por su acceso al código fuente, como reconocer la posibilidad de generar transformaciones y no conformarnos por acción de la costumbre. Aprender con Software Libre significa aprender a aprender, y aprender con libertad, espíritu curioso y crítico; a diferencia de ’entrenar’ en el uso de una determinada aplicación o sistema.

3) Inclusión digital: El Software Libre puede copiarse y distribuirse legalmente, garantizando acceso igualitario a todas las personas, constituyéndose en vehículo de transmisión de conocimientos. El SL favorece la apropiación social de las tecnologías de la información, procurando una real inclusión digital —amplia y abarcativa— que incorpora la diversidad cultural en todas sus expresiones, sin diferencias de género, raza, religión, ocupación o pertenencia a grupos, instituciones o partidos

4) Fortalecimiento del desarrollo local: adoptar Software Libre en Planes del Estado redirige el dinero que hoy va hacia grandes empresas multinacionales, hacia otras empresas locales de servicios. El Gobierno Argentino debe contribuir al desarrollo local a través del uso de Software Libre evitando gastos innecesarios y transformándolos en inversión para la Industria de Software y Servicios informáticos del país.

5) Optimización de los recursos del Estado: Un doble sistema operativo (que incluya uno libre y propietario) genera un doble costo.

También consideramos que un plan de este alcance, debe socializar el proceso de su construcción como se hizo con la nueva ley de medios, sumando la participación de Universidades, Sindicatos y Organizaciones de la Sociedad Civil, así como comunidades tecnológicas y educativas.

La pregunta que cabe hacerse entonces es: ¿Cuáles son los verdaderos motivos por los que a estas alturas del avance del Software Libre y de los ejemplos mundiales exitosos de su adopción en planes similares, el Comité haya elegido la opción del doble booteo? ¿Por qué transformar una decisión política y socioeconómica, en una decisión ’técnica’ o ’neutral’?

Publicación original: Red Eco Alternativo

Fuente: http://www.solar.org.ar/spip.php?article779
Posted on 9:12 by William Borghello and filed under | 0 Comments »

Software Libre en Argentina

En esta oportunidad y con el objetivo de brindar un poco más de información sobre el Software Libre, para la Monografía que deben realizar; les dejo una Entrada sobre una agrupación argentina que trabaja en pos de promover las ventajas tecnológicas, sociales y políticas del Sofware Libre... les presento a...

¿Qué es SoLAr Software Libre Argentina?

SoLAr es un grupo interdisciplinario de personas que busca conformar una Asociación Civil homónima, con el objetivo de promover las ventajas tecnológicas, sociales y políticas del Sofware Libre, creando un espacio orgánico de representación de los individuos y comunidades.

Nuestro grupo, está conformado por personas de diversos lugares de Argentina (como Corrientes, Buenos Aires, Jujuy, Salta, Carlos Casares, La Plata, Trevelín, Rosario...) y diferentes perfiles (usuarios, desarrolladores, ingenieros, matemáticos, contadores, antropólogos...), en busca de un espacio de articulación enriquecido por la diversidad.
SoLAr está dando sus primeros pasos en su conformación como sociedad y eso requiere de la colaboración de todos aquellos interesados en el Software Libre. Todos tenemos la posibilidad, desde donde sea que nos encontremos, de tener una participación activa y comprometida; por eso SoLAr está generando un espacio.

En este proceso de legitimación y consolidación de una identidad propia, abrimos nuestras puertas, e invitamos a todos a participar. Creemos que es una buena oportunidad para lograr una integración gradual entre usuarios, desarrolladores, fundaciones, grupos de usuarios, organismos, estudiantes, profesionales, (y más!) que están unidos por un potencial creador positivo mucho más poderoso que cualquier sentimiento de oposición al software propietario.
Nuestra próxima meta a corto plazo, es lograr la personería como Asociación Civil, para esto esperamos contar con la colaboración de toda la comunidad.

Fuente: www.solar.org.ar
Posted on 9:50 by William Borghello and filed under | 0 Comments »

Que es un Sistema Operativo

Un Sistema operativo (SO) es un software que actúa de interfaz entre los dispositivos de hardware y los programas usados por el usuario para utilizar un computador. Es responsable de gestionar, coordinar las actividades y llevar a cabo el intercambio de los recursos y actúa como estación para las aplicaciones que se ejecutan en la máquina.

 

 
Nótese que es un error común muy extendido denominar al conjunto completo de herramientas sistema operativo, pues este, es sólo el núcleo y no necesita de entorno operador para estar operativo y funcional. Uno de los más prominentes ejemplos de esta diferencia, es el SO Linux, el cual junto a las herramientas GNU, forman las llamadas distribuciones Linux.

 
Este error de precisión, se debe a la modernización de la informática llevada a cabo a finales de los 80, cuando la filosofía de estructura básica de funcionamiento de los grandes computadores se rediseñó a fin de llevarla a los hogares y facilitar su uso, cambiando el concepto de computador multiusuario, (muchos usuarios al mismo tiempo) por un sistema monousuario (únicamente un usuario al mismo tiempo) más sencillo de gestionar…

 
Uno de los propósitos de un sistema operativo como programa estación principal, consiste en gestionar los recursos de localización y protección de acceso del hardware, hecho que alivia a los programadores de aplicaciones de tener que tratar con estos detalles. Se encuentran en la mayoría de los aparatos electrónicos que utilizan microprocesadores para funcionar. (teléfonos móviles, reproductores de DVD, computadoras, radios, etc.)




Estimación del uso de sistemas operativos según una muestra de computadoras con acceso a Internet en Noviembre de 2009 (Fuente: W3counter).
 


Fuente: http://es.wikipedia.org/wiki/Sistema_operativo


 
La siguiente es la estimación del uso de sistemas operativos de Julio de 2010 (Fuente: W3counter).


 

Sistemas Operativos
  1. Windows XP 48.17%
  2. Windows 7 17.02%
  3. Windows Vista 16.60%
  4. Mac OS X 4.84%
  5. Linux 1.45%
  6. Windows 2003 1.02%
  7. iPhone OSX 0.56%
  8. Windows 2000 0.31%
  9. WAP 0.12%
  10. Android 0.08%

 
 



Posted on 19:44 by William Borghello and filed under | 0 Comments »